Historia

La fundación indígena del pueblo coincide precisamente con la concertación del tratado de paz entre tarascos y aborígenes, a raíz de la Guerra del Salitre.

En cuanto al núcleo de población, bien podría ya haber existido entonces, por pequeña que fuera, puesto que todavía en 1580 la encontramos integrada por 30 familias solamente.

La conquista la realizó Alonso de Ávalos hacia 1522. Los aborígenes de Quitupan se mostraron sumisos y él por su parte reconoció el cacicazgo.

En ese mismo año (1522) llegó a estos lugares Cristóbal de Olid, enviado por Cortés, tomando para sí todas estas tierras y pueblos.

Por su parte Nuño de Guzmán llegó en 1530, empadronó a los naturales y recibió nueva obediencia.

La evangelización fue obra de los franciscanos.  En 1530, fray Martín de Jesús empezó a predicar; continuando la tarea apostólica en 1532, fray Juan de Padilla y fray Miguel de Bolonia.

El virrey Antonio de Mendoza visitó de paso la población, cuando vino a la pacificación de los territorios sublevados después de la llamada Guerra del Miztón

En 1825, Quitupan tenía ayuntamiento y pertenecía al departamento de Zapotlán el Grande del 4ª cantón de Sayula.  Por decreto número 199, publicado el 28 de octubre de 1870, Quitupan pasó al departamento de Tamazula del 9ª cantón de Ciudad Guzmán.  En este decreto ya se menciona a Quitupan con categoría de municipalidad; en esa fecha su presidente fue el señor Francisco Lorenzo González.

Sección